domingo, 9 de mayo de 2010

El Perú en el Ranking Latinoamericano: Inversión Extranjera Directa 2009


Como consecuencia de la crisis financiera internacional, que generó temores a nivel global, desaceleró fuertemente las economías y postergó los nuevos proyectos, la inversión extranjera directa (IED) en la región latinoamericana disminuyó sensiblemente en el año 2009. Así lo revelan las cifras que acaba de publicar la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) en su más reciente informe sobre la materia. Allí también se señala que el sector de servicios es el principal captador de IED, que Estados Unidos sigue siendo el inversionista número uno y que la inversión extranjera en los sectores de alta tecnología y proyectos de investigación y desarrollo continúa siendo sumamente escasa.

La IED, como se sabe, es aquélla que llega a los países con propósito de establecerse durante extensos períodos de tiempo, en proyectos de largo plazo y de diversa índole, especialmente productiva. Difiere de la inversión de cartera, aquélla de corto plazo que se dirige principalmente al mercado de capitales en busca de una rápida ganancia, y que se asocia, por lo tanto, con movimientos especulativos (los famosos capitales-golondrina). Mientras que la primera goza de las simpatías de la política económica de la mayoría de países (salvo aquellos que no ven con buenos ojos la participación del capital externo), la segunda suele ser vista con recelo en muchos lugares.

Brasil, como es tradicional, fue el país que recibió más inversiones foráneas en el 2009, por un monto superior a los US$ 25 mil millones. Sin embargo, también fue el lugar donde más cayeron éstas, con una reducción superior al 40%. De otro lado, se debe precisar que allí la IED no es protagonista, pues la relación IED/Producto bruto interno es una de las más bajas de la región (sólo llega a 1.7%).

El segundo principal receptor fue Chile, que logró desplazar a México de su tradicional lugar. El país sureño captó más de US$ 12 mil millones, cifra que, pese a ser 16% más baja que la del 2008, lo mantiene como el país latinoamericano con la mayor proporción IED/PBI, con un ratio que llega a 8%.
Luego sigue México, con un flujo de más de US$ 23 mil millones, y una caída de 15% frente al año previo. Este país tiene la menor relación IED/PBI, que apenas llega a 1.3%.
Después figuran, con bastante menos de US$ 10 mil millones, Colombia, Argentina y el Perú.

Nuestro país captó US$ 4,760 millones, cantidad inferior en 31% a la del 2008. Cabe señalar, no obstante esa baja, que es el quinto país latinoamericano con la mejor relación IED/PBI, pues ésta llega a cerca de 4%. Según la Cepal, las áreas con más inversiones externas son las de Recursos Naturales (US$ 443 millones en el 2009) y Servicios (US$ 329 millones). La Manufactura, con apenas US$ 1 millón en el 2009, aún no capta los recursos foráneos que se podría esperar.

Bastante por detrás del Perú, con cifras de IED superiores a US$ 1,000 millones, figuran República Dominicana, Panamá, Costa Rica y Uruguay. Después, con montos inferiores a ése, se sitúan la mayoría de los países más pequeños de la región.

Sorprendentemente, la lista la cierra Venezuela. En términos netos, el país petrolero no sólo no captó inversiones extranjeras directas, sino que las vio alejarse, en el considerable monto de US$ 3,105 millones. Ya en el año 2006 había registrado un monto negativo, aunque sustantivamente menor que el del 2009.

Afortunadamente, luego de este difícil año, en el que la IED se retrajo fuertemente en la región, en el 2010 se espera un notable repunte de dicho indicador. Ojalá que así sea.

1 comentario:

  1. Ojala pronto retornemos a los niveles de IED del 2008.

    ResponderEliminar

Temas tratados en nuestro blog