domingo, 14 de diciembre de 2014

Gasoductos Virtuales: Distribuyendo el Gas a todo el País mediante Camiones

En nuestro país, sólo Lima, el Callao y el departamento de Ica han comenzado a ser abastecidos de gas natural mediante tuberías domiciliarias, que han permitido a varias decenas de miles de hogares una sustancial reducción del costo de este fundamental insumo.



Para el resto del país también hay planes de construcción de ductos, pero éstos, de gran longitud y alto costo, aún tomarán algún tiempo.
Con el fin de afrontar esa transitoria carencia, hace varios años se decidió establecer los denominados "gasoductos virtuales", sistema de abastecimiento mediante camiones, que transportarán el gas hasta un gran centro de distribución a construirse en cada una de las ciudades contempladas en el proyecto, para que luego desde allí se haga el reparto urbano, en la forma que se describe más adelante.


Así se distribuye el gas en un pueblo colombiano

Se ha definido tres zonas geográficas (con las siguientes ciudades) para este mecanismo de distribución, que funcionará mediante concesiones:

Norte: Chimbote, Trujillo, Huaraz, Cajamarca, Chiclayo, Lambayeque y Pacasmayo
Suroeste: Arequipa, Moquegua, Ilo y Tacna
Altoandina: Abancay , Andahuaylas, Huamanga, Huanta, Huancavelica, Huancayo, Jauja, Cusco, Juliaca y Puno  

Las dos primeras zonas serán abastecidas mediante camiones que transportarán (desde la planta de Pampa Melchorita) el gas en estado líquido (en el cual tiene un volumen 600 veces menor al de su estado natural), para que luego sea regasificado en las plantas a construirse en cada una de las referidas ciudades. Desde allí será llevado por camiones hasta estaciones distritales, que lo distribuirán a la ciudad (a gasocentros, industrias y viviendas) mediante ductos.

La concesión norte será atendida por el consorcio Promigas-Surtigas (Gases del Pacífico) y la suroeste por la empresa Gas Natural Internacional SDG (Gas Natural Fenosa Perú). Ambas se adjudicaron los respectivos contratos en julio del año 2013.

La última zona, por su parte, será abastecida por camiones que más bien cargarán gas comprimido. La compresión, que se llevará a cabo en las diversas plantas que para tal efecto se viene construyendo (en Huamanga y otras ciudades) permitirá que el hidrocarburo (cuya presión pasará de entre 2 y 60 bars a una de 250 bars) ocupe un espacio muy inferior al normal y sea transportado mucho más fácilmente (por ejemplo en módulos de acero que pueden contener hasta 1,500 metros cúbicos de gas), hasta centros de recepción ubicados en las ciudades a atender. Allí luego puede ser descomprimido y distribuido por la red urbana a construir (el segundo video es sumamente ilustrativo al respecto).

La concesión de esta zona se halla en manos de Transportadora de Gas Natural Comprimido Andino, del grupo Graña y Montero.

El año 2009 la empresa GNC Energía (integrada por la argentina SOCMA y la estatal peruana Petroperú) inauguró en Lurín la primera planta compresora del país, desde la cual viene abasteciendo, mediante camiones cargados con módulos como los mencionados a diversos clientes de la costa central del país (gasocentros y empresas industriales). Con ello se dio el primer paso en el empleo de una interesante tecnología que ahora, al extenderse, permitirá llevar el gas, con la misma comodidad con la que ya lo disfrutamos en Lima, a muchos otros lugares del territorio nacional.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Temas tratados en nuestro blog