martes, 6 de septiembre de 2011

Los Primeros Bonos Soberanos de Humala

Con las dos exitosas emisiones de bonos soberanos efectuadas el día 23 de agosto, el Perú retornó en buena forma a los mercados de capital, en los que no había participado desde hace varios meses.

La novedad era que esta vez lo hacía bajo la batuta de un gobierno de discurso político y económico algo distinto a los anteriores, razón por la cual había cautela acerca de los resultados a obtener. Afortunadamente, estos fueron excelentes, como lo demuestran las condiciones financieras logradas.

Los detalles de la colocación.

Tal como se observa en la nota de prensa del MEF, la demanda por los títulos (uno a un plazo de dos años, y otro a 30.5 años) fue muy superior a la oferta, y las tasas de interés muy favorables. Es decir, el mercado respondió de una manera tan positiva como lo había hecho en emisiones anteriores (ver último cuadro), extendiendo un voto de confianza al gobierno del presidente Humala.

La tasa de 4.4% de la emisión a dos años resulta particularmente importante porque, al ser menor que la de emisiones previas, revela una tendencia a la baja en la curva de la tasa de interés de los bonos soberanos. Además, constituye una referencia o benchmark de primer orden para futuras emisiones de las empresas privadas, que podrían aspirar a obtener tasas parecidas.

Las emisiones anteriores

De esta manera, aparte de obtener el financiamiento que buscaba, el nuevo gobierno pasó airosamente su primera prueba en este terreno. Ello, además de consolidar la buena imagen peruana en el mercado de capitales, ayudará a reforzar en el Ejecutivo la convicción de que es indispensable mantener una conducta intachable en el campo de las finanzas públicas, con el fin de preservar la reputación crediticia nacional. Si ello ocurre, los resultados en cuanto a financiamiento nacional y extranjero serán cada vez mejores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Temas tratados en nuestro blog