lunes, 16 de noviembre de 2015

Para Interactuar con Nuestro Futuro Satélite

Preparándose para la entrada en operación de su primer satélite de observación, nuestro país viene construyendo la infraestructura que permitirá establecer un contacto permanente con éste.

En efecto, a la fecha está levantando en Pucusana, al sur de Lima, una moderna estación terrena o centro de seguimiento, denominado Centro Nacional de Operaciones de Imágenes Satelitales (CNOIS), visible en la foto adjunta.

Desde allí la Comisión Nacional de Investigación y Desarrollo Aeroespacial (CONIDA) interactuará con el moderno aparato, transmitiéndole instrucciones y captando la información que éste obtenga y le envíe desde su privilegiada posición.

El satélite, denominado Peru Sat 1, es de ultima generación, del tipo Astrosat-300. Actualmente se halla en una fase muy avanzada de construcción, la misma que viene siendo efectuada en Francia por la empresa Airbus Defence and Space, que lo colocará en orbita polar, a unos 600 kilómetros de altura, en el primer semestre del próximo año.

Dado que poseerá capacidad submétrica, pues podrá captar con nitidez imágenes a partir de 70 centímetros, será el más potente de América Latina. Tendrá una estructura de carburo de silicio, y pesará unos 400 kilogramos, tres veces menos que otros aparatos de su tipo. Su tiempo de vida útil será de por lo menos diez años.

Gracias a él, nuestro país mejorará notablemente la capacidad de observación de su extenso territorio, lo que favorecerá la planificación y el trabajo en sectores tales como agricultura (evolución de cultivos), transportes (estado de las carreteras), pesca (detección de biomasas), energía y minas (prospección geológica), ambiente (protección de áreas ecológicas) y vivienda (planeamiento urbano), así como en la prevención de desastres y la lucha contra el narcotráfico y la minería ilegal, entre otras cosas.



La entrada en funcionamiento del CNOIS tendrá lugar en menos de tres meses, a fines de enero. Ello le permitirá comenzar a recibir las ocho mil imágenes que como parte del contrato el fabricante deberá poner a disposición de nuestro país, provenientes de seis de sus satélites y en un período de trece años. En realidad, las primeras de dichas imágenes ya han venido siendo entregadas desde hace varios meses, pero ahora lo serán directamente a través de la estación terrena. Luego, cuando el PeruSat 1 sea puesto en órbita por un cohete Vega de la Agencia Espacial Europea (lo que se espera ocurra en el primer semestre del próximo año), el CNOIS recibirá un nuevo y masivo lote de imágenes.

Si bien en su momento el alto costo del proyecto satelital (US$ 213 millones) generó fuertes cuestionamientos, luego éstos han amainado, al reconocerse que se trata de un formidable elemento de desarrollo y seguridad, de características sofisticadas y altas prestaciones (superiores, por ejemplo, a las del aparato chileno, hasta hoy el más potente de América Latina). Además, dicho monto no sólo incluye el costo del satélite, sino también los del referido CNOIS, la capacitación del personal que lo operará, el seguro y el lanzamiento.

Foto: Andina

1 comentario:

  1. ARQ. CAP 11787 MIGUEL FERNANDO PARDO MAYORGAmartes, 17 noviembre, 2015

    LA TECNOLOGIA SATELITAL DE ULTIMA GENERACION,PARA EL PERU DEBE RECORTAR LAS DISTANCIAS DE INVESTIGACION CON NUESTROS VECINOS EN BENEFICIO DE LA SGURIDAD Y DESARROLLO NACIONAL.

    ResponderEliminar

Temas tratados en nuestro blog