sábado, 23 de enero de 2016

Los Nuevos Pronósticos del FMI para América Latina

El Fondo Monetario Internacional (FMI) acaba de actualizar, con la última información de que dispone, los datos de crecimiento para las diversas zonas y países del mundo.

En general, sus previsiones apuntan a un año 2016 con mejoría, la cual, aunque lenta, resulta alentadora. Así, el producto bruto mundial, que se expandió 3.4% en el 2014 y 3.1% en el 2015, repuntaría a 3.4% en el 2016 y a 3.6% en el 2017.

Estados Unidos, que creció 2.4% en el 2014 y habría crecido 2.5% en el 2015, avanzaría a 2.6% en el 2016 y repetiría tasa en el 2017.

La zona del Euro, que viene saliendo de su grave crisis de los últimos años, tendría una mejora mucho más notoria, pues, dejando atrás una exigua tasa de 0.9% en el 2014, saltaría a una bastante más significativa de 1.5% en el 2015, y de 1.7% tanto en el 2016 como en el 2017.

En cuanto a América Latina y el Caribe, los datos más bien habrían sido, y continuarían siendo, levemente negativos, con tasas de -0.3% tanto en el 2015 como en el 2016.

Ese leve retroceso de la región se explica fundamentalmente por el negativo desempeño de las tres economías más representativas del heterodoxo y proteccionista Mercado Común del Sur (Mercosur). La principal del grupo y de toda la región, Brasil, sumida en una severa estanflación, habría retrocedido 3.8% en el año recién terminado y lo volvería a hacer en 3.5% en el presente período. Venezuela, que ya retrocedió 4% en el 2014 y que se habría desplomado un terrible 10% en el 2015, seguiría en su indetenible caída, con una tasa de decrecimiento de 8% en el presente ejercicio. Argentina, que habría avanzado 1.5% el año anterior, decrecería 1.0% en el presente.

Contrariamente todos los países de la mucho más ortodoxa y liberal Alianza del Pacífico seguirían marchando medianamente bien, dadas las circunstancias. El Perú, que el año pasado se habría expandido 2.7% (vemos altamente probable que supere esta estimación), obtendría un nada desdeñable 3.3%. Colombia y México, que habrían registrado tasas de 3.0% y 2.5%, respectivamente, en el 2015, obtendrían guarismos de 2.7% y 2.6% en el año en curso. Chile sería el menos dinámico del grupo, pese a lo cual no dejaría de avanzar, con  tasas de 2.1% tanto en el año recién finalizado como en el recién iniciado.

1 comentario:

Temas tratados en nuestro blog