martes, 21 de diciembre de 2010

Ormeño y la Interoceánica: Super Ruta de 5,800 Kilómetros

La empresa de transportes Ormeño se ha convertido en pionera en cuanto a la utilización de la Carretera Interoceánica del sur.

En efecto, pese a que la vía aún no es inaugurada, pues falta concluir el vital puente Continental (ex Billinghurst), la conocida empresa de buses interprovinciales e internacionales ya tiene establecida, desde fines de octubre, una super ruta, la Lima-Sao Paulo, de nada menos que 5,800 kilómetros. Ello, gracias a que la carretera ya quedó totalmente asfaltada. El único inconveniente ocurre en el río Madre de Dios, que (como se aprecia en el video adjunto) los buses deben cruzar a bordo de balsas. Afortunadamente, el problema quedará resuelto en pocas semanas, dado que el puente está cerca de ser completado e inaugurado.

En la ruta mencionada, los buses parten de nuestra capital y, luego de llegar a Nazca, enrumban hacia el este, por la carretera que, pasando por Abancay, llega hasta Cusco. Desde allí, prosiguen por Inambari, Puerto Maldonado, y, luego de dejar atrás Iñapari, ingresan a Brasil, atravesando las ciudades de Rio Branco, Porto Velho y Cuiabá, hasta llegar, cinco días después de su salida, a la inmensa Sao Paulo.

Un larguísimo pero sin duda muy pintoresco viaje, en el cual se puede apreciar las playas y el desierto de nuestra costa, los bellos paisajes de nuestra sierra, la inmensa selva peruana y brasileña, y por último, la jungla de cemento de la mayor ciudad brasileña. Para la prestación del servicio, que tiene lugar dos veces a la semana, la empresa cuenta con nueve ómnibus recién salidos de fábrica, dotados de las mayores comodidades y el más adecuado equipamiento, como suspensión neumática y sistema de rastreo GPS.



En realidad, Ormeño no es la primera empresa que establece una ruta internacional a través de la Interoceánica. El paso inicial lo dio Movil Tours, aunque en un tramo mucho más corto: Puerto Maldonado-Rio Branco. Pero en una ruta tan larga como la que motiva esta nota, no hay duda de que Ormeño es pionera. Si bien para la empresa no son novedad los recorridos extensos, pues sus buses también viajan a otros países vecinos, este es especialmente importante, porque abre un mercado virgen, correspondiente a la economía más grande de América Latina.

Siendo importantísima, pues intensificará el comercio y el turismo, la nueva ruta es solo un botón de muestra de los beneficios que la Interoceánica generará en las relaciones peruano-brasileñas. El beneficio masivo y contundente de la carretera se verá luego, cuando no solo sean ómnibus, sino camiones cargados de todo tipo de mercadería, los que discurran, en una y otra dirección, por ella.

1 comentario:

  1. Está muy bien que Ormeño abra estas nuevas rutas, pero también debe mejorar la calidad del servicio en las existentes. Yo he viajado hasta Buenos Aires en esta compañía, y el servicio fue basura total; y tengo amigos que han viajado a Guayaquil y Bogotá que me han contado que es el peor bus que han tomado en su vida.

    ResponderEliminar

Temas tratados en nuestro blog