sábado, 18 de abril de 2015

La Red de Gas de Ica

Después de Lima, Ica es el departamento que más ha avanzado en instalar una red de distribución urbana para aprovechar el gas extraído del yacimiento de Camisea. Pero lo aventaja en el sentido de que ello no se está limitando a una ciudad o provincia, sino a la mayoría de sus principales ciudades, y a la casi totalidad de sus provincias.

Ese progreso en materia de disponibilidad energética está siendo posible gracias a la inversión de aproximadamente US$ 320 millones que viene efectuando la empresa de capitales colombianos Contugas, que el año 2009 se adjudicó la concesión para financiar, construir y operar por 30 años el Gasoducto Regional de Ica, destinado a recorrer, con 260 kilómetros de su línea principal y 74 kilómetros de ramales (ver gráfico adjunto) cuatro de las cinco provincias del departamento, dotando del vital combustible a sus principales ciudades.

Si bien los trabajos recién se iniciaron el año 2011, avanzaron con gran celeridad, de modo tal que en junio del 2014, ya con 16 mil clientes conectados, se inició la operación comercial del sistema en todo el departamento.



En realidad, el gas ya pasaba desde hace una década (a través del gran ducto proveniente de Camisea) por Chincha, Pisco y Humay, pero simplemente pasaba, sin favorecer en absoluto a sus poblaciones, pues su punto de destino era Lima (el ineludible principal mercado del país). Lo que se ha hecho en estos últimos años es construir, en cada una de esas ciudades, centros de operación o city gates, desde los cuales el hidrocarburo es distribuido, mediante ductos, a los usuarios residenciales, industriales, comerciales y vehiculares.

En Chincha, dicha distribución se hace desde un centro operacional, inaugurado en julio del 2013 y con capacidad de 43.7 millones de pies cúbicos diarios (MMPCD). Éste abastece a la población mediante una red de tuberías de acero de 24 kilómetros y otra de polietileno de 138.

Humay, pequeña localidad por donde pasa el gran gasoducto que llega desde Camisea y enrumba hacia Lima, es estratégica en esta red departamental, pues allí se ha construido un centro operacional capaz de movilizar 308.3 MMPCD, y desde el cual parte una tubería troncal de alta presión de 38 kilómetros hacia Pisco y otra de 220 kilómetros hacia Marcona.

En Pisco (que se convirtió el año 2012 en la primera ciudad del departamento con acceso al servicio), se ha construido un city gate con capacidad de 136.5 MMPCD, que alimenta una red de tuberías de acero de 14 kilómetros y otra de polietileno de 148. En esa provincia se prevé que las plantas pesqueras y varias industriales (como la siderúrgica) sean las principales demandantes del combustible.

Del ducto que transporta el gas hasta Marcona se derivan dos ramales: uno que lo lleva a la capital departamental, Ica, y otro a Nazca.

En Ica, su city gate de 32.9 MMPCD distribuye el gas por una red de tuberías de acero de 11 kilómetros y otra de polietileno de 424. Allí, el poderoso sector agroindustrial está llamado a ser uno de los principales consumidores.



En la pequeña ciudad de Nazca, por su parte, el gas es distribuido desde un city gate (con capacidad de 6.5 MMPCD) por una tubería de polietileno de 38 kilómetros de largo. Y en San Juan de Marcona ello ocurre con un centro operacional de 34.5 MMPCD y una tubería similar a la de Nazca, pero que atenderá a usuarios mucho más grandes, como la principal mina de hierro del país y la futura planta petroquímica.

Al 28 de febrero del presente año la empresa había instalado 327 kilómetros de ductos de acero y 937 de polietileno. Gracias a ese avance ya había conectado al 98.6% de los 31,625 consumidores que según el contrato de concesión deben estarlo este 30 de abril. De ellos, 5,386 eran de Pisco, 7,577 de Chincha, 16,624 de Ica, 1,269 de Nazca y 325 de San Juan de Marcona.

El contrato también establece que al 30 de abril de cada uno de los siguientes años la empresa debe haber añadido la cantidad de consumidores que a continuación se detalla:

Como acabamos de ver, lo acordado para el 2015 ya está prácticamente cubierto, lo que hace prever que lo propio ocurrirá sin mayor dificultad en los siguientes períodos, de tal manera que a abril del 2020 ya se tendría 50 mil clientes conectados. Considerando que la enorme mayoría de ellos son personas naturales, y que cada conexión domiciliaria sirve a un promedio de cuatro personas, eso significa que para la referida fecha aproximadamente la cuarta parte de la población del departamento estará atendida. Y obviamente el plan no se detendrá allí, sino seguirá intentando abarcar más beneficiarios, tanto en Ica como en el resto del país.

1 comentario:

  1. Hola, por favor me podrías ayudar indicándome en que kilómetro de la panamericana sur se encuentra el city gate de Nazca.

    ResponderEliminar

Temas tratados en nuestro blog