domingo, 26 de julio de 2015

Vuelos Subsidiados, ahora desde Iquitos

Aunque no nos entusiasma la idea de que el Estado intervenga en la economía subsidiando bienes y/o servicios, somos conscientes de que en determinadas ocasiones ello puede resultar necesario.

Es el caso de los vuelos en zonas en las que no existe una demanda importante que incentive el establecimiento de rutas comerciales por parte de empresas privadas.

Los primeros ocurrieron hace un mes desde la pujante Pucallpa, capital de Ucayali, iniciando el denominado Programa de Inclusión de la Amazonía por Vía Aérea (Programa de Promoción y Fomento, dado por la Ley 29159, de diciembre del año 2007).

Hasta la urbe ucayalina llegan, como se sabe, numerosos vuelos comerciales desde Lima, pero éstos, por las razones expuestas en el segundo párrafo, no atendían a las pequeñas localidades de la zona, como Breu, Purús-Puerto Esperanza y Sepahua (las dos primeras en la frontera con Brasil y la última cerca del departamento del Cusco), las cuales sólo eran accesibles, de una manera difícil, lenta y costosa, por la vía fluvial. Así que el Estado decidió intervenir, subsidiando entre el 45% y el 75% del costo de los pasajes hacia ellas. Como resultado de ello y de la concesión a dos años otorgada a una aerolínea privada (la empresa North American Float Plane Service) hoy se tiene, con dos vuelos semanales en pequeños aeroplanos, una interconexión muy mejorada con la capital departamental y el resto del país.

Y hace un par de días acaba de ocurrir lo mismo con la capital de Loreto, Iquitos. Desde allí, acaban de iniciarse vuelos de este tipo hacia los alejados poblados de Güeppí, El Estrecho, Caballococha y Colonia Angamos (los tres primeros ubicados en la frontera con Colombia y el último en la frontera con Brasil), que antes padecían problemas similares a los de las remotas comunidades ucayalinas, y que a partir de ahora incrementarán sustantivamente sus nexos con la importante ciudad amazónica y el resto del territorio nacional.

El Estrecho, cuyo aeródromo de 1,200 metros junto al Putumayo recibirá vuelos subsidiados.

Como se sabe, cuando se incrementan el comercio y el intercambio, se benefician ambas partes. En el asunto concreto que comentamos, el beneficio no sólo es para los poblados atendidos desde Pucallpa e Iquitos, sino también para estas ciudades, las cuales, al establecer dichos nexos, incrementan el dinamismo de sus propios aeropuertos (con todo lo que ello conlleva en términos de mejor uso de la capacidad instalada, economías de escala y reducción de costos) y se consolidan como hubs o centros aéreos regionales.

Eso sí, es de esperar que el servicio sólo se extienda a las anunciadas Tarapoto (desde donde partirían vuelos hacia la loretana San Lorenzo y la amazonense Ciro Alegría) y Puerto Maldonado (desde donde se haría lo propio hacia Manu e Iñapari). De ninguna manera debería ampliarse a zonas que no enfrentan las mismas dificultades y en las cuales sí se dispone de una red vial que hace posible atenderlas de manera bastante adecuada. Tampoco debería emplearse el tema como excusa para intentar crear una aerolínea estatal, cuando, como felizmente está ocurriendo, se puede recurrir sin problemas a una empresa privada.

1ra Foto: Andina
2da Foto: Google Earth

1 comentario:

  1. ARQ. MIGUEL FERNANDO PARDO MAYORGAlunes, 27 julio, 2015

    EL SERVICIO DE TRANSPORTE DE PASAJEROS DE LAS CAPITALES DE DEPARTAMETO A TODAS SUS PROVINCIAS ,ES UNA NECESIDAD ,PARA ESTABLECER UNA TRAMA DE ELLOS QUE PERMITA ARTICULAR EL DESARROLLO COMERCIAL,TURISTICO Y DEMAS SERVICIOS DEL PERU PROFUNDO.................PIENSO QUE LA BANDERA NACIONAL DEBE LLEGAR NECESARIAMENTE ,PORQUE HASTA QUE LA INVERSION PRIVADA LLEGUE............PUEDEN PASAR 400 AÑOS...........QUIEREN QUE EL ESTADO PONGA TODA LA INFRAESTRUCTURA PARA QUE ELLOS LA EXPLOTEN A SU MANERA...........OJALA TOMEN LA INICIATIVA...........LO CUAL SERIA DIFERENTE...

    ResponderEliminar

Temas tratados en nuestro blog