martes, 24 de enero de 2017

La Carretera Interoceánica del Norte

Uniendo dos flamantes puertos, uno marítimo y otro fluvial, así avanza, cruzando costa, sierra y selva, y a lo largo de más de 900 kilómetros, la Carretera Interoceánica del Norte (IIRSA Norte).


Esos dos puertos son los de Paita, en el oceáno Pacífico, y Yurimaguas-Nueva Reforma, a orillas del caudaloso río Huallaga.

Gracias a la vía, que como se observa en las imágenes está totalmente asfaltada y en excelentes condiciones de transitabilidad, los departamentos de Cajamarca, Amazonas y San Martín, así como también el de Loreto, tienen desde hace diez años una excelente ruta para enviar sus productos a la costa y a los mercados internacionales.

Y con ella todo el país tendrá una importantísima vía de interconexión con nuestro gigantesco vecino Brasil, a través de la ruta fluvial que se iniciará en el río Huallaga y continuará por el Marañón y el Amazonas. Ya está por concesionarse el proyecto de la Hidrovía Amazónica, que despejará los escollos que dificultan la navegación por esos grandes ríos y permitirá concretar la anhelada integración fluvial internacional, ya no limitada a ciertas épocas, con elevados riesgos y escasa demanda, sino durante todo el año, en muy buenas condiciones de seguridad y por ende con adecuados incentivos para llevarla a cabo.

Lamentablemente, la empresa brasileña Odebrecht, que construyó la carretera y ahora es concesionaria de la misma, se halla en graves problemas con la justicia, que quizá terminen con su salida del proyecto. Si eso llegara a ocurrir, afortunadamente la carretera no se vería afectada en absoluto, pues su operación y mantenimiento pasarían a manos del inversionista que decida ocupar su lugar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Temas tratados en nuestro blog